lunes, 29 de febrero de 2016

FEBRERO



FEBRERO

Arrastro la pluma
como arrastro
los pies al caminar
solo.

La superficie alba
del papel recuerda
la inconsistencia de días y horas
la insustancialidad del agotado tiempo,
la vacuidad y tristeza
de un grito ahogado
en hermética campana.

Grito que busca realizarse
y de su prisión no escapa.

Arrastro la pluma
buscando un hueco,
esperando que ella me posea,
me libere o tome,
que sacuda mi mortaja.

Azul esperma la página impregna:
Sin vergüenza me expongo.
¿Quién me compra?
¿Quién me acoge?
¿Quién me escupe su verdad,
aún amarga?




Raúl Sánchez Alegría 29 de febrero de 2016