EPÍLOGO: EXTINCIÓN AZUL DE MAR

 

Te he buscado en los lugares más diversos:

en una papelería,

en una oficina- burdel,

en un gran almacén,

en un bazar oriental.

Infructuosamente.

En balde.

Nadie recordaba haberte visto.

Algunos, ni tu nombre

recordaban ya.

 

Te ha buscado en un ejercicio de militancia,

de incordio,

de rebelión romántica

frente al sentido práctico.

Imposible hallarte.

Algunos incluso creían

que no existías, que eras remoto pasado,

que contigo letras, pulsiones,

pensamientos

no se podían trazar.

 

Te busqué …

 Y ¡por fin! pude hallarte.

Entre borrones

hoy te canto.

En las yemas de mis dedos

 late

una extinción azul de mar.

 

Raúl Sánchez Alegría. 1 de noviembre de 2021


Comentarios

Publicar un comentario

No seas tímido. Internate en "El Callejón de las Pulgas" y deja tu rastro de tiza en la pared. ¡Comunicación y creatividad al poder! ¡Gracias por vuestras aportaciones!

Entradas populares de este blog

RONDÓ OTOÑAL

DE CAJÓN, SE ME VA EL BOLO

AUSENCIA