DOS EN LA CARRETERA

 




DOS  EN LA CARRETERA 


La carretera era amable.

Tus ojos eran luz.

La música alegraba la noche.

El destino se hacia a cada instante, 

en cada kilómetro,

en cada vuelta de cassette.


Éramos dos niños sonrientes.

Éramos dos almas rodantes.

Dos ingenuidades, con cicatrices. 

Dos.


Y el camino se continuó haciendo. 

Y los coches fueron al desguace. 

Y las cintas enmudecieron.

La carretera tenía baches.


Raúl Sánchez Alegría 2/6/24


Comentarios

Entradas populares de este blog

DE CAJÓN, SE ME VA EL BOLO

RONDÓ OTOÑAL

SUTIL SANADORA