LOS TANGOS, MIENTEN.


LOS TANGOS, MIENTEN.


Aún conservamos el humor.
Al  milenio naciente
el abrazo nos transporta.

Barría el sol  la terraza.
El ansía barría los prejuicios.
Ni la sangre, ni las lágrimas
importaban:
temerarios y generosos fuimos.

Aún conservamos el humor….
Y el pelo, y los dientes
….y el cariño.

La pasión bucea
por abisales fondos.
Los ojos taladran,
buscando
un rescoldo escondido.

Tras aquellos fuegos
llegaron las lluvias.
Las hojas volaron….

Y bajo el puente
hoy
nos descubrimos.


Aún nos conserva el humor
ácido
de los supervivientes del limbo.

Los tangos mienten:
veinte años
son un siglo.


Raúl Sánchez Alegría 9 de noviembre de 2019

Comentarios

Entradas populares de este blog

CÁÑAMO

RESPIRA

FLOR DE INVIERNO